El Origen del Golf: Una nueva visión by Yardas Tour (Septiembre de 2013)…

ovejas
Ovejas Green Keepers??


El otro día le comento esta idea a un amigo gerente de un prestigioso campo de golf, y me dice:

“¿Pero esto de donde lo sacaste???, no lo había oído nunca pero tiene mucha lógica…”

Y agregó…, “porque no lo escribes…!”


Así que aquí voy, el 21 de septiembre de 2013 voy a fundamentar una teoría basada en

meras deducciones personales que el tiempo y las opiniones de los expertos podrán o no desmentir.

No voy a repetir aquí lo mucho que se ha dicho sobre las fechas y los orígenes documentados del golf, sobre eso ya se ha escrito mucho y con bastante fundamento.

Vamos a remontarnos mucho más atrás, al comienzo de los tiempos…, antes de que el hombre tomara el primer palo y le diera el golpe al primer guijarro redondeado.

Las ovejas que pastaban por St. Andrews…, en el reino de Fife en la Escocia de aquel entonces…, hacían lo habitual…, comer y dormir…

Los Bunkers:

Ellas crearon los primeros bunker redondos y profundos típicos de los campos de golf actuales cercanos a la costa.

Los crearon con sus propias pezuñas para refugiarse de los fríos vientos que soplan desde el mar, así por las noches y en las tormentas las ovejas se metían dentro de esos pozos cavados por ellas mismas a refugiarse.

También los construían como fortaleza defensiva, una alimaña o lobo no podía entrar y salir de un bunker con una presa con facilidad, y más aún si dentro había toda una manada dispuesta a defenderse, por eso las paredes altas y tan verticales.

Como al cavar con las pezuñas las ovejas destruían toda la vegetación, el fondo del bunker quedaba sin vegetación, el viento del mar traía arena y poco a poco se fue creando naturalmente la capa de arena que cubre hoy el fondo de los bunkers.

Entonces las ovejas que pastaban por los campos pasaban durante el invierno y las tormentas largas temporadas refugiadas dentro de esos pozos (los bunkers).

Los Fairways:

Las ovejas no son animales sedentarios, son trashumantes, es decir que caminan y se alimentan mientras caminan.

Las ovejas transitaban por el centro del terreno en los campos (los fairways actuales), comiendo desde el centro del recorrido de la manada hacia los lados.

Con lo que encontramos que la parte central de la ruta de sus recorridos habituales por los campos (los fairways) tenían el pasto más corto y verde que los laterales (el rough) por el paso de los animales y por el consumo intensivo en esa zona de sus pastos.

En el centro el pasto muy corto, en los laterales inmediatos un poco menos y luego el pasto alto o que nunca se pisaba ni se comía.

Los fairways comunican los hoyos unos con otros porque en los extremos del recorrido de consumo, las ovejas se refugiaban en otros bunkers situados en los extremos de los recorridos, para descansar y pasar la noche.

Los Greenes:

Bien explicado el porque de los fairways y el de los bunkers, solo nos quedan los greenes, que casualmente están rodeados de bunkers (hoy y entonces también).

A una serie de bunkers circulares, construidos por las ovejas también en forma de circulo (por cuestiones climáticas y defensivas), quedaba un espacio “de seguridad” en el medio de todos los bunkers, que era un espacio donde a cualquier hora y en cualquier condición climática las ovejas (y especialmente sus crías) podían salir de los bunkers y alimentarse: ese espacio en nuestra teoría fue el origen de los greenes.

Estos espacios tenían consumo y recorte diario, durante todo el año, aunque nunca al extremo de extinguir la hierba por completo porque era la única reserva alimentaria de subsistencia cercana a los bunkers.

Así cercados por los bunkers, nacieron los greenes cuyo césped normalmente era más corto y más tierno por su consumo y recorte natural continuo.

Solo faltaba el hoyo en el green, que seguramente fue hecho por un conejo o algún roedor que le dio la forma definitiva al campo de golf “de las ovejas”.

El hombre se encontró el primer campo de golf construido por la naturaleza y especialmente por las ovejas, solo tuvo que tomar un palo y embocar la primera piedra en el hoyo que había construido el conejo, en el green cuyo pasto habían cortado las ovejas por la noche, estaba rodeado de los bunkers refugio de las ovejas y se llegaba a él por el fairway, que gentilmente en la última caminata la manada había recortado para el primer golfista, que seguramente fue un pastor que aburrido mientras caminaba con sus ovejas comenzó a darle con su bastón a una piedra.

En el principio de los tiempos: Los fairways, los bunkers y los greenes fueron hechos por las ovejas, el hombre puso el palo, la bola y las reglas.

Es una mera teoría…, aunque bastante sustentable, que vengan los científicos y lo demuestren, nosotros nos conformamos con seguir jugando golf luego de 1.000 años que las ovejas recortaran el césped del primer green.

By Yardas Tour
Versión Original